Tradición Histórica

Almonaster, en plena Sierra de Huelva, por su acentuada identidad cultural, su vigorosa naturaleza y su singular poblamiento, forma un territorio con personalidad propia que se proyecta en los modos de vida, usos y costumbres de sus gentes y en legado del rico patrimonio que posee.

En la Comarca , los primeros pasos hasta los inicio de nuestra Era fueron lentos aunque los vestigios de las diferentes culturas que la precedieron son abundantes. Roma dejó palpables muestras de un mundo más complejo.

… Y Al-Ándalus abrió las puertas a un nuevo periodo de profundos cambios. La decidida orientación urbana de la civilización islámica cristalizó en el asentamiento y formación de núcleos urbanos entre los que pronto comienza a destacar el iqilm de Al-Munastir, que se convierte en centro de una cultura renovada que promueve la especialización económica, los intercambios y el comercio, la difusión del saber y la técnica, el respetuoso diálogo con el medio natural, así como la construcción de obras y edificios públicos, símbolos de la comunidad, poder y la religión , y semilla de un patrimonio llamado a perdurar.

Es en esta época cuando la Sierra entra de lleno en escena: Aroche se integra en la kora de Beja, Almonaster es cabecera de un distrito o iqlim de la kora de Isbilya, a quien también pertenece Aracena, Alájar y Zufre. Las crónicas así lo refieren, quedando enfatizadas, además, por las tangibles pruebas de castillos, murallas, baluartes, mezquitas y resto de medinas. Esta trayectoria es confirma durante los reino taifas, - con la presencia en esta Comarca del rey Almutamid, nacido en Beja, gobernador de Silves, rey de Sevilla y señor de la Sierra-, y bajo el imperio almohade que traza su primera cabeza de puente en la Península desde Mértola hacía estos enclaves.

El patrimonio islámico que nos queda es el resultado y la prueba evidente de esa relación secular entre Al-Ándalus y el Magreb y se ha convertido en el eje temático central en torno al cual deben posibilitarse oportunidades para la cooperación, el desarrollo y el intercambio.

Este pasado y patrimonio comunes constituyen la base de la celebración anual en Almonaster de las JORNADAS DE CULTURA ISLÁMICA , evento cultural de gran importancia que tiene como objetivos fundamentales, además de profundizar en el estudio de la presencia musulmana en esta zona de Al-Ándalus, establecer un nuevo horizonte que, como alternativa de carácter cultural, propicie el diálogo, la convivencia y el conocimiento de las culturas de Al-Ándalus a través del intercambio de experiencias e ideas, y, a la vez, sea un factor de progreso y de desarrollo para Almonaster y su entorno.

Año tras año –durante unos días- la noble y vieja media de Al-Munastyr llena sus calles y rincones de evocación y recuerdos de su rico pasado y su Mezquita se convierte en centro y foro de discusión, debate e investigación del propio hecho histórico, analizado y desarrollando, a través de todo tipo de actividades, el amplio espectro cultural derivado del mismo, perfilándose como cruce y encuentro de caminos, punto estratégico DE UNA FRONTERA ABIERTA con huellas indelebles que destilan herencia andalusí.

NOTA: LAS JORNADAS DE CULTURA ISLÁMICA SE CELEBRAN ANUALMENTE EN TORNO AL 12 DE OCTUBRE.